miércoles, diciembre 30, 2009

"Mis planes para ustedes solamente yo los sé, y no son para su mal, sino para su bien. Voy a darles un futuro lleno de bienestar". Jeremías 29:11

Confío en esta promesa de Dios. Todos los días desde Agosto, descanso en estas palabras. Y ahora, que ya se termina este año, tan duro y repleto de dolor, me pone contenta saber que ese futuro que Dios me promete, está más cerca. No sé lo que va a venir, pero camino sabiendo que un día me voy a encontrar envuelta en ese futuro. Nada más.

No hay comentarios: